Soy una persona decidida


Cuando cuidas de tu bienestar físico, eliges para comer alimentos sanos y nutritivos. 
Cuando cuidas de tu bienestar mental y emocional, eliges pensamientos que te crean unos sólidos cimientos. Un pensamiento ocioso no significa mucho, pero los pensamientos que tenemos una y otra vez son como gotas de agua. Primero se forma un charco, luego un estanque, después un lago, y finalmente un mar. 
Tener continuamente pensamientos de critica, carencia o limitación ahoga la conciencia en un mar de negatividad, mientras que pensar en la Verdad, la paz y el amor nos eleva y nos hace flotar con facilidad en el océano de la vida. 
Los pensamientos que nos conectan con la Unidad de la vida nos hacen mas fácil tomar buenas decisiones y atenernos a ellas.

(Louise L. Hay de su Libro Meditaciones para sanar tu vida).

Comentarios

Entradas populares de este blog

Soy un ser especial y único

Yo sigo mi sabiduría interior

El arte de aquietar la mente